Semillero de Investigación - Las infancias como campo de investigación social e investigativo.. Publicado en: dom, 14 jul 2019 16:35:00 -0500
  • noticias educacion
   

1. Título del semillero de investigación: Las infancias como campo de investigación social e            investigativo.

 

2. Justificación y posible impacto de la propuesta de actividades 

El trabajo que nos proponemos desarrollar se centra en la participación activa de niños y niñas en el proceso de investigación. De acuerdo con Gaitán (2006), el estudio ¿de y para¿ los niños evoca el compromiso de la investigación social en dar visibilidad a los niños en la vida social, develando los problemas que les afectan y colaborando con sus aportaciones en la puesta en marcha de políticas que favorezcan sus condiciones. Desde la perspectiva epistemológica del grupo de investigación Infancias Cultura y Educación[1] ampliamos el abordaje teórico-metodológico de las investigaciones: por un lado, incluyendo a los niños y niñas en los procesos investigativos y por otro reconociéndolos como sujetos con agencia con capacidad de transformar sus entornos próximos.    

Tradicionalmente los niños han sido vistos como objetos de investigación, pero es poco común encontrar estudios que incorporen a los niños y niñas de manera activa en los procesos investigativos. En la mayoría de los casos, además estos acercamientos se realizan desde una perspectiva adultocéntrica, donde son los padres, cuidadores y/o docentes quienes dan cuenta de la experiencia y posición del niño frente al fenómeno estudiado.

Por el contrario, en la perspectiva del semillero los niños y niñas se asumen como co-investigadores, permitiendo que sean ellos quienes indaguen, observen, analicen y construyan conocimiento durante el proceso de la investigación. Se asume a los niños como interlocutores válidos en un proceso de investigación social, capaces de aportar informaciones y de producir conocimiento que nos permiten comprender su perspectiva sobre la problemática estudiada.  

Consideramos en esta misma línea, que la práctica investigativa debe ser guiada por cuatro principios importantes: (1) la manera en que son percibidos los niños afecta el modo en que los estudiamos y nos acercamos a ellos; (2) la idea de que cada niño es capaz de proveer información valiosa si el acercamiento es el apropiado y si los datos son interpretados de manera cuidadosa (Livingstone & Lemish, 2001); (3) Los niños y niñas pueden incidir en los procesos de investigación y participar activamente en las actividades de trabajo de campo y en los procesos de producción de conocimiento (Milstein & Guerrero, 2014); (4) La flexibilidad de quien adelanta la investigación para reconocer las voces de los niños como elemento transformador de los procesos investigativos.

No obstante, este acercamiento trae consigo desafíos que deben ser tomados en consideración como los contextos sociales e históricos, la edad, los lugares concretos, el lenguaje y aspectos éticos, los cuales serán discutidos de manera cuidadosa durante las sesiones de formación programadas en el semillero.

Así, las actividades propuestas para el Semillero: Infancias como campo de Investigación Social y Educativa durante el período 2019-2020 están orientadas a partir de dos instancias de trabajo:

  • Lectura y discusión de la literatura existente en torno a los enfoques y metodologías que orientan los procesos de investigación con los niños, donde se incluyen las etapas de diseño metodológico, recolección y análisis de datos, escritura y divulgación

 

  • Participación en la elaboración y puesta en marcha de talleres de co-investigación con niños y niñas, como parte del proyecto ThinkBig Colombia[2].

Ambas instancias se convierten en espacios de formación de jóvenes investigadores en el campo de las infancias.

De esta forma, se espera que las y los estudiantes participantes del Semillero 2019-2020 adquieran las competencias investigativas (perspectivas epistemológicas, teóricas y metodológicas) necesarias para adelantar procesos de investigación con niños. Igualmente, avancen en la reflexión sobre la importancia de incluir la participación activa de los niños en los estudios sobre fenómenos sociales que les afecten y les sean cercanos.

 

3. Metodología de trabajo:

  • Sesiones de trabajo con una periodicidad quincenal durante ocho (8) meses, para un total de dieciséis (16) sesiones.
  • Se realizarán encuentros teóricos los cuales giran en torno a lecturas con énfasis en el diseño metodológico y proceso de recolección y análisis de datos. Las lecturas serán enviadas con anterioridad a los participantes del semillero. En algunas ocasiones, se podrá contar con la participación de algún invitado miembro o colaborador de la línea Infancias, cultura y educación o del proyecto de investigación ThinkBig Colombia.
  • Se llevarán a cabo encuentros prácticos donde los estudiantes participarán en la elaboración y puesta en marcha de talleres de co-investigación con niños y niñas como parte del proyecto ThinkBig Colombia.
  • Cada estudiante será responsable de la realización de un documento memoria en cada una de las sesiones (teóricas y prácticas).

Referencias:

Gaitán, L. (2006). La nueva sociología de la infancia. Aportaciones de una mirada distinta. Política y Sociedad, 43(1), 9-26.

Livingstone, S., Lemish, D. (2001) Doing comparative research with children and young people. In Livingstone, S. & Bovill, M. (Eds.), Children and their changing media environment (pp. 31 ¿ 50). Hillsdale, NJ: Lawrence Erlbaum.

Milstein, D. & Guerrero, A.L. (2014) La investigación etnográfica, las infancias y los derechos de los niños y las niñas: Un ejercicio de desnaturalización y reflexividad. En: Pensar las infancias: Realidades y utopías. Editado por: J.E. Martínez & Ospina, N. Bogotá: Editorial Pontificia Universidad Javeriana.



[1] Grupo de Infancias, cultura y Educación pertenece a la Facultad de Educación de la Pontificia Universidad Javeriana.

[2] El ThinkBig Colombia es liderado por la Universidad de Melbourne (Australia) en colaboración con la Universidad del Norte (Colombia), la Universidad Javeriana (Colombia) y la Universidad de la Frontera (Chile).